De los abrazos a la….

Abrazo_de_OsoQué ocurre cuándo los acontecimientos no dependen de uno mismo; cuándo, sin quererlo, te ves  inmerso en un círculo vicioso que no entiendes, mientras tú crees que lo has hecho bien, o lo mejor que has sabido. Tu comportamiento ha sido adecuado, generoso, pero aún así todo sale mal, sale de forma desastrosa, porque hagas lo que hagas los acontecimientos se escapan de tu control.

De los abrazos a la desidia parece que tan solo hay un paso, del cariño al odio hay otro más, del reproche a la envidia, al desazón, a la tristeza, otro más. La vida misma: hoy te quiero, mañana no. Es increíble cómo cada uno valora a las personas según sentimientos y detalles, cómo les damos un poder qué tal vez no merecen, cómo nos meten en las sombras, cómo nos sacan de la oscuridad.

Yo siempre agradeceré el momento que viví recientemente porque me devolvió la sonrisa en medio de la más profunda tristeza, tal vez, ese es el empeño de que el propulsor de ese momento continúe en mi vida… aunque tan solo ese segundo mereció la pena sin duda… Volé!!!

Los años no me han enseñado a ser más madura, ni a ser desconsiderada, ni a no tratar que la gente que me importa se quede en mi vida. No sé fingir algo que no soy, cuando las cosas me duelen, me duelen y punto. Intento no pretender ser alguien distinto, dentro de los miles de defectos y virtudes que poseo, intento no actuar con maldad, aunque a veces mis impulsos me la jueguen. Emocional y desastrosa soy capaz de perdonar y llevo fatal que no me lo permitan, supongo que ese es el resquicio que me queda de la infancia, de la pataleta del juguete que no me trajeron los reyes y yo quería.

Puede que haya perdido a alguien que creí que empezaba a ser mi amigo por ser cómo soy, dentro de la locura y el miedo, estaba asustada, no supe afrontar esa situación y yo misma de manera inconsciente…bueno… actúe lo mejor que pude.

Hay gente que te acepta cómo eres y hay gente que no, y es humano, solo el 50% de una relación depende de nosotros. Es una pena que a veces coincidamos con cierta gente en momentos equivocados aunque se comparta el mismo tiempo y espacio. Tal vez llegar a conocerle sea una decepción o lo mejor del mundo, quién sabe… De momento, yo voy a ocuparme de mi fracción de responsabilidad y seguiré con lo que se me da mejor: conociéndome para que cuándo me ocurra lo mismo… sea capaz de reaccionar acorde con la circunstancia.

Siempre aquí, siempre lejos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s